A.Lange & Söhne en México: “Terraluna & Zeitwerk”

0
552

En ocasión de la semana de la relojería en México, la horología de Sajonia acudió a nuestro país para presentar dos piezas excepcionales, se trata de un par de complicaciones de altísima manufactura: calendario perpetuo con fase de Luna, extremadamente precisa, y repetición a minutos dotada de tres patentes.

Ambas han sido galardonadas y señaladas por esta redacción como maravillas modernas, no obstante es un placer recapitular sus características luego de nuestro encuentro con Cristian Salas y Anne Schaal, equipo “Lange” enfocado en el mercado latinoamericano, y del aniversario número 200 del nacimiento de F.A. Lange, fundador de la Casa de Glashütte.

Richard Lange Perpetual Calendar “Terraluna”

Por último se necesita una construcción capaz de garantizar que el accionamiento no será interrumpido ni siquiera cuando se le da cuerda al reloj. Un engranaje planetario colocado en el interior del caracol se ocupa de que se mantenga la transmisión de fuerza del caracol al mecanismo incluso cuando se le está dando cuerda al reloj.El cronógrafo rattrapante, conocido también bajo el término sajón Split Seconds, fue inventado en 1838 por Joseph-Thaddeus Winnerl, permite medir pasos intermedios de un evento cronometrado sin afectar al resultado del tiempo final. De este modo, para cada punto intermedio que se desee medir sólo es necesario actuar sobre el pulsador destinado a tal efecto – en el Tourbograph Perpetual “Pour le Mérite” se ubica a la altura de las 10, y la aguja de la rattrapante se “separa” de la contadora de los segundos del crono. En otras palabras, la aguja de los segundos del crono continúa avanzando por el dial mientras que la aguja de la rattrapante se detiene en el punto en que se ha activado el pulsador. Una vez se ha tomado la medición se vuelve a activar el pulsador y, de manera instantánea, la aguja de la rattrapante alcanza a la aguja de los segundos del crono, desplazándose de nuevo las dos al unísono.Los cronógrafos dotados de la función rattrapante incorporan una rueda adicional superpuesta a la rueda central del cronógrafo. Esta rueda está unida a la aguja de la rattrapante ubicada en el dial y rodeada por un par de brazos que actúan como pinzas de freno. Estos brazos están gobernados por una segunda ruedas de pilares que se añade a la responsable de dirigir las funciones de arranque, parada y puesta a cero del cronógrafo.La complicación de este mecanismo hace que el precio de un crono Split Seconds pueda llegar a doblar el importe de un cronógrafo convencional. Uno de los motivos que hacen que el crono rattrapante sea uno de los relojes más difíciles de fabricar se debe a la distancia que existe entre la rueda y la aguja de la rattrapante, ya que la unión entre ambas debe recorrer una gran distancia por el eje central – entre 11 y 12 mm – con el diámetro equivalente al grosor de un cabello. Cualquier imperfección a lo largo de este eje, como por ejemplo que no sea perfectamente cilíndrico, causará problemas.Y podríamos seguir llenando páginas y más páginas con las bondades y excelencias de este Tourbograph Perpetual “Pour le Mérite”. Pero creo que es suficiente para que cada uno saque sus propias conclusiones. Yo, las mías, las tengo meridianamente claras.

Terraluna es el nombre “propio” de una hermosa complicación y ejecución, pues las fases de la Luna no solo cobran vida al reverso de la pieza, sino que además se ilustra un cielo con más de 2,116 estrellas y una representación lúdica del Sol, que en esta ocasión tiene a bien cumplir la función de órgano regulador.

    Calendar Watch Prize: A.Lange & Söhne Richard Lange Quantième Perpétuel
“Terraluna”

Si bien es cierto que los relojes fueron creados por el hombre para cubrir una necesidad básica: el paso del tiempo de manera precisa y fragmentada, no obstante la crisis del cuarzo demostró que la alta relojería, sus procesos y la dedicación del artesano deben ser considerados algo más que un producto o servicio, arte. En esta pieza podemos observar hasta el más leve cambio entre la Luna y la posición de la Tierra en su movimiento de traslación en comunión con el Sol, lo que nos lleva a hablar de A. Lange & Söhne y su maestría para poderlo conseguir: Richard Lange Calendario Perpetuo “Terraluna”.

Sus múltiples funciones van más allá de su estética depurada, solamente imagínese la complejidad para situar la indicación de las horas, minutos y segundos, añadir un calendario perpetuo con gran fechador, es decir: día de la semana, mes, y año bisiesto, igualmente entregar una indicación de cuánta energía resta en el barrilete para observar la indicación orbital de las fases de la Luna con indicación día/noche por el anverso del reloj.

Zeitwerk Minute Repeater 

Conocimos el sonido de Sajonia gracias al primer repetidor de Lange, que ha sido producto de tres patentes para la repetición decimal, y que por obvias razones forma parte de nuestro Editor´s Seal 2015, descúbrelo AQUÍ.

LANGE